Terapia Gestalt - Constelacións Familiares Brainspotting - Hipnose Clínica - E.M.D.R
Sara Corredoira Darriba Psicóloga Colexiada nº G-02656
Centro de psicoloxía sanitaria Nº: C-27-000921 (Xunta de Galicia)

Temas

TALLER CONSTELACIONES FAMILIARES EN PONFERRADA 18 DICIEMBRE

14/12/2021 · CONSTELACIONES FAMILIARES

 EL CUERPO RECUERDA Y REGISTRA

    El cuerpo recuerda y registra, y en cada persona convive el cuerpo del que fue ayer y antes de ayer y del que fue a los quince años y a los dos. En nuestro cuerpo está presente la memoria de todo lo que vivimos.

    Tomar las monedas no es un acto ideológico, algo que uno pueda decidir que ocurra. Es el resultado de un profundo proceso emocional, de un proceso corporal y de una actitud. Este proceso exige mucho del cuerpo y de los sentimientos. Obliga a visitar y bucear en este cuerpo histórico donde se alojan los buenos sentimientos y también aquellos que llegan a ser amenazantes para nosotros hasta lograr hacerles espacio, permitir que circulen, que se libere el dolor, que se reaprendan recursos, y que el cuerpo recupere su confianza, su gracia y su vitalidad natural. A este cuerpo que vivió tanto, que soportó traumas, heridas y miedos, podemos agradecerle su fortaleza y acariciarlo lo suficiente para que palpite de nuevo con la fuerza de la vida y pueda volver a exponerse a tener una relación feliz con los demás.

    A veces, durante este proceso, las personas que sufrieron graves abusos y traumas pueden imaginar que toman en brazos al niño que fueron y recordarle su inocencia, decirle por ejemplo: “Sé que sufriste mucho con tus padres en ciertos momentos y con estas raíces tú vas a crecer y con estas cicatrices tú vas a ser grande también. De manera que ahora te tomo en brazos y seguimos nuestro camino. Al final todo ha salido bien. Respecto a lo que fue doloroso con los padres, ellos, como mayores, pueden llevar su culpa y su responsabilidad y tú, como niño, puedes seguir queriéndolos tal y como son, y conservas tu inocencia”.

    En fin, no se trata de convertir “el honrar a nuestros padres” en un movimiento artificial y meramente positivista que vista los hechos del color que nos convenga. No. Es algo más, algo que requiere un coraje mayor y una actitud emocional transparente, veraz y comprometida.  Se trata de amar reconociendo las heridas y permitiendo que nuestros padres lleven la responsabilidad de lo que fue difícil o equivocado, y seguir amándolos con sus errores y su realidad tal como es y tal como fue. Se trata de aceptarlos con realismo, con respeto y con amor.

    Tomar las monedas es una meta que tratamos de alcanzar para lograr la  paz y la reconciliación, con nuestros padres, con la vida, con los demás y con nosotros mismos.

Joan Garriga Bacardí  -“¿Dónde están las monedas?”-

¡Compártelo!